+56227698608 pbernal@bos.cl

Existen las pensiones de vejez, invalidez y sobrevivencia:

En pensiones de vejez tenemos las pensiones de vejez normal que son las  que se otorgan a quienes cumplen la edad legal para pensionarse y las pensiones de vejez anticipadas que son para las personas que cumplen los requisitos para pensionarse antes de la edad legal.

Por otra parte tenemos las pensiones de invalidez que dependiendo de la gravedad de la enfermedad, se califican en invalidez transitoria que se otorgan por tres años y las pensiones de invalidez definitiva que se otorgan de manera permanente, y por último tenemos las pensiones de sobrevivencia que son las pensiones que el afiliado fallecido deja a su grupo familiar.

Cada uno de estos tipos de pensión tiene distintos requisitos, plazos, porcentajes, beneficiarios y montos que usted debe conocer  al momento de pensionarse y que son los siguientes:

Pensión de vejez

Pueden pensionarse por vejez los hombres al cumplir 65 años de edad y las mujeres al cumplir 60 años de edad.

El pensionarse es un derecho, no una obligación, ello quiere decir que la persona, una vez cumplida la edad indicada en la ley, puede pensionarse cuando quiera.

El monto de la pensión estará en directa relación con los montos acumulados en la Cuenta de Capitalización Obligatoria de su AFP,  más los ahorros voluntarios que la persona hubiese realizado.

La persona pensionada, puede continuar trabajando, teniendo como ingresos su pensión y su sueldo, una buena asesoría previsional, puede conducirle a un incentivo al ahorro y la inversión. Por Ejemplo, al pensionarse o jubilarse puede solicitar que el 10% correspondiente a su cotización, no vaya a la AFP, incrementando su sueldo.

El hecho de pensionarse y seguir trabajando, no constituye ningún cambio en su contrato de trabajo, la persona mantiene su relación contractual sin cambios. Por otra parte, el pensionarse en la empresa privada, no constituye término de contrato. Si la persona trabaja en el sector público o municipalizado, (personal afecto al Estatuto Administrativo) al pensionarse cesa en sus funciones.

Nuestro consejo, es que al cumplir la edad legal, se pensione o jubile de inmediato, la razón es que una vez cumplida la edad legal y postergar la decisión de pensionarse, el aumento de la pensión es irrelevante comparado con lo que deja de ganar como pensión.

La pensión de vejez es uno de los beneficios previsionales consagrados en el D.L. N° 3.500 de 1980, y que consiste en el derecho (no obligación) que tienen los afiliados al Sistema a obtener una pensión una vez que hayan cumplido con la edad legal exigida para tales efectos: 65 años de edad para los hombres y 60 años de edad las mujeres.

Pensión de Vejez Anticipada

Se pueden pensionar anticipadamente, todas aquellas personas que no teniendo la edad legal cumplida, mantengan en su AFP, los fondos previsionales suficientes para financiar una pensión de vejez. Los requisitos para acceder a esta modalidad son los siguientes:

  • Obtener una pensión igual o superior al 70% del promedio de las remuneraciones o rentas de los últimos diez años anteriores al mes en que se acogen a pensión, y
  • Obtener una pensión igual o superior al ochenta por ciento de la Pensión Máxima con Aporte Solidario (PMAS) vigente a la fecha de la solicitud de pensión.
  • Valor PMAS $ 325.646 desde el 1°de julio de 2019.
  • Además de los requisitos anteriores, se exige que los afiliados tengan 10 o más años de afiliación en el Sistema o tengan un periodo de afiliación tal que sumado al tiempo cotizado en el antiguo sistema no sea inferior a diez.

Pensión de invalidez

Es una pensión que se otorga a las personas que sufran un menoscabo permanente de su capacidad de trabajo, a consecuencia de una enfermedad o debilitamiento de sus fuerzas físicas o intelectuales.

Los requisitos para obtener una pensión de invalidez, son los siguientes:

  •  Estar afiliado a una AFP
  • Tener menos de 65 años de edad. En el caso de la mujer, tener menos de 60 años al 17 de Marzo de 2008
  • Ser declarados inválidos por la Comisión Médica Regional correspondiente.
  • Tener una pérdida de su capacidad de trabajo igual o superior al 50%.

Tipos de Pensiones de invalidez

Existen dos tipos de pensiones de invalidez, una pensión de invalidez parcial y una pensión de invalidez Total

Pensión de Invalidez Parcial

Se otorga este tipo de pensión a los afiliados con una pérdida de su capacidad de trabajo igual o superior a cincuenta por ciento e inferior a dos tercios.

Pensión de Invalidez Total

Se otorga este tipo de pensión a los afiliados con una pérdida de su capacidad de trabajo igual o superior a dos tercios.

Seguro de Invalidez y Sobrevivencia (SIS)

El SIS es un seguro que permite aumentar el monto del capital al pensionarse por invalidez o sobrevivencia, protege a los afiliados dependientes, independientes y voluntarios. En el caso de los trabajadores dependientes, el SIS lo paga el empleador mensualmente junto con la cotización obligatoria, los afiliados independientes y voluntarios deben pagarlo cada vez que cotizan. 

 Para tener derecho a utilizar el Seguro de Invalidez y Sobrevivencia, se deben cumplir algunos requisitos, tales como:

  • El trabajador dependiente, tendrá cobertura hasta 12 meses después de perder el trabajo: el único requisito es que tenga al menos 6 cotizaciones previas a quedar cesante.
  • El trabajador independiente o afiliado voluntario,  para tener cobertura del SIS debe haber cotizado el mes anterior a la declaración de invalidez o deceso.
  • Los Hombres y mujeres están bajo la protección del Seguro de Invalidez y Sobrevivencia, hasta los 65 años, siempre y cuando no se encuentren pensionados en una AFP.

Quien financia los exámenes solicitados para la Calificación de invalidez

Los exámenes e informes médicos que se soliciten durante el proceso de evaluación y calificación de invalidez serán de cargo de la AFP en el caso de los afiliados no cubiertos por el Seguro de Invalidez y Sobrevivencia; de las Compañías de Seguros que se adjudiquen la licitación del referido Seguro, en el caso de los afiliados cubiertos por dicho seguro; del Instituto de Previsión Social (IPS), en el caso de los solicitantes de pensión básica solidaria de invalidez. En este último caso, los exámenes serán de cargo del IPS en las proporciones que correspondan.

Estos últimos concurrirán al financiamiento con el monto que les habría correspondido pagar si la prestación requerida por la Comisión Médica se hubiere realizado en un Servicio de Salud y de acuerdo a lo establecido en el artículo 30 de la Ley N° 18.469, esto es, un máximo de 10% ó 20% del Arancel Fonasa Nivel 1, equivalente a la clasificación socioeconómica C ó D, respectivamente, independiente del sistema de salud al que se encuentra acogido.

La AFP financia la totalidad de los exámenes e informe médicos de los afiliados cesantes, desempleados y aquellos que cotizan por el ingreso mínimo, equivalentes a la clasificación socioeconómica Fonasa A ó B.

¿Puede seguir trabajando un pensionado por invalidez?

¿Puedo seguir trabajando con pensión de invalidez?

Las normas legales y reglamentarias que regulan el nuevo sistema de pensiones no contemplan ninguna incompatibilidad legal entre una pensión de invalidez, total o parcial, y un trabajo remunerado, de modo que no existe inconveniente para que un afiliado declarado inválido pueda trabajar con su capacidad residual.

Sin embargo, por disposición del Estatuto Administrativo, los funcionarios que cesaron en su cargo público por declaración de invalidez, no reúnen el requisito de salud compatible para reintegrarse a un empleo en la administración pública.

Pensión de sobrevivencia

Cuando un afiliado fallece, estando activo o pensionado, sus familiares tienen derecho a recibir una pensión mensual, cuyo monto será un porcentaje de la pensión del afiliado fallecido.

Está pensión de sobrevivencia, es distinta, dependiendo del parentesco del beneficiario, a saber:

  • 60% – Cónyuge sin hijos comunes con derecho a pensión
  • 50% – Cónyuge con hijos comunes con derecho a pensión
  • 60% – Conviviente Civil, sin hijos comunes, ni hijos del causante, con derecho a pensión.
  • 50 % – Conviviente Civil con hijos comunes con derecho a pensión
  • 50% – Conviviente Civil, con hijos comunes, y con hijos del causante con derecho a pensión.
  • 15% – Conviviente Civil, cuando solo existe hijos del causante con derecho a pensión y no hay hijos comunes
  • 15% – Hijos con derecho a pensión
  • 11% – Hijos inválidos parciales al cumplir 24 años de edad
  • 36% – Madre o padre de hijos de filiación no matrimonial, sin hijos con derecho a pensión
  • 30% – Madre o padre de hijos de filiación no matrimonial, con hijos con derecho a pensión
  • 36% – Cónyuge anulada, sin hijos con derecho a pensión
  • 30% – Cónyuge anulada, con hijos con derecho a pensión
  • 50% – Padres del causante, beneficiarios de asignación familiar

¿Cómo funciona el Seguro de Invalidez y Sobrevivencia (SIS) en caso de fallecimiento?

El seguro de invalidez y sobrevivencia, es un monto en dinero que se agrega al fondo de pensiones del afiliado, este aporte se establece en base al promedio de remuneraciones de los últimos 10 años del afiliado fallecido.

Tendrán derecho al Seguro de Invalidez y Sobrevivencia (SIS) los siguientes trabajadores:

Trabajadores dependientes que se encuentren cotizando en la AFP. Se presume que el afiliado se encontraba cotizando si su muerte o la declaración de invalidez se produce en el tiempo que prestaba servicios. Esto es así, el empleador tenga o no, al día, el pago de las cotizaciones del trabajador.

Trabajadores dependientes cesantes, siempre que el siniestro se produzca dentro del plazo de 12 meses desde la última cotización y, además, registren al menos seis meses de cotizaciones en el año anterior.

Trabajadores independientes o afiliados voluntarios, siempre que haya cotizado en el mes anterior a su muerte o declaración de invalidez.

El porcentaje mensual del seguro de Invalidez y Sobrevivencia, corresponde al 1,53% de la renta imponible del trabajador y se paga en conjunto con las otras cotizaciones previsionales. En el caso de los trabajadores dependientes el monto del SIS es financiado por el empleador.